Cookie Clicker se publicará en Steam, remasterizado, el 1 de septiembre

Réquiem por una galleta

Cookie Clicker, el tradicional idle game de DashNet, va a llegar a Steam el próximo 1 de septiembre, en una edición «remasterizada» que incluye novedades como guardado en la nube o bien logros.

Anunciado en el contexto del octavo aniversario de la versión original, que se publicó un ocho de agosto de dos mil trece, esta nueva versión recoge todas y cada una de las actualizaciones que se han ido publicando para la versión de navegador y agrega alguna novedad muy agradecida. Si alguna vez habéis jugado al original a lo largo de suficientes meses (o bien años), la primordial tal vez sea el guardado en la nube: la partida ya no depende de una cookie en el navegador, con lo que suprimirla por fallo ya no es una alternativa.

Por lo demás, el juego es tan fácil o bien enorme como recordéis, conforme el tiempo que le dedicaseis en su instante. Orteil, su autor (el nick tras el que está el francés Julien Thiennot), va a dar más información pronto, según él mismo; por el momento, sabemos que va a costar cinco dólares estadounidenses. Es un aumento, pun intended, notable con respecto a la versión de navegador, mas personalmente planeo cliquear nuevamente.

De la publicación se encarga Playsaurus, que tiene experiencia en esto de los juegos incrementales: son los que sacaron Clicker Heroes y su secuela.

Hace un tiempo procuramos procurarle una explicación al apogeo de los idle games, populares en buena medida merced a este Cookie Clicker. ¿Por qué razón nos da tanto gustico ver medrar números? ¿Cuánta distancia hay entre uno de estos juegos que «se juegan solos» y otros como Demonio, que si lo piensas un tanto son prácticamente lo mismo? ¿Quién juega verdaderamente a Cookie Clicker? Escribíamos lo siguiente:

Al contrario que mi enclenque cuerpo de humano, el PC jamás se cansa: puedo rememorar múltiples ocasiones en las que me he quedado dormido con el mando en las manos jugando a la consola, mas mi PC, mientras que me asegure de que la electricidad lo está nutriendo, jamás se fatiga de jugar a Cookie Clicker.

Podéis leer el artículo completo aquí.

Leave a Comment

Your email address will not be published.