El departamento de empleo de California ha interpuesto una demanda contra Activision Blizzard por discriminación y abuso sexual

La investigación ha durado 2 años

El departamento de empleo y residencia de California interpuso el día pasado veinte de julio una demanda contra Activision Blizzard por abuso sexual y discriminación racial y de género. El documento, que resume el resultado de un par de años de investigación, destaca la famosa «bro culture» (comportamiento afín al de una hermandad universitaria) que domina en la compañía y la relaciona de manera directa con un «constante abuso a las empleadas que incluye rozamientos de clase sexual, comentarios y avances no deseados». Asimismo refleja que las mujeres del estudio reciben una peor retribución por exactamente el mismo trabajo y que ascienden más de manera lenta que .

«Las empleadas trabajando en WoW declaran que sus compañeros y supervisores procuraban ligar con ellas, hacían comentarios derogatorios sobre la violación y comentarios denigrantes», podemos leer en la sección dedicada a los testimonios. Múltiples de ellos acusan de manera directa a un viejo responsable de la división de tecnología de emborracharse en fiestas y acontecimientos de la compañía y tocar a las empleadas. Asimismo denuncian que tomaba resoluciones relacionadas con la contratación basándose en el físico de las aspirantes. Múltiples declaraciones, conforme recoge la demanda, relacionan esta clase de comportamientos con un suicidio en la compañía. El documento apunta que los líderes del estudio y el departamento de recursos humanos no hicieron un «esfuerzo suficiente» por terminar con el inconveniente y que fallaron al sostener la confidencialidad de las empleadas que emitían una protesta, ocasionando que estas fuesen objeto de represalias. «Las mujeres eran asignadas a puestos de menor responsabilidad y peor pagados a favor de compañeros masculinos con menos experiencia y preparación que eran amigos de los hombres en situaciones de poder». El texto aclara que esta discriminación sistemática es todavía más evidente en el caso de mujeres racializadas —en singular de las mujeres negras— que suponen un «objetivo singularmente vulnerable» para el acoso. 

La parte final del documento aclara que el departamento de empleo y residencia de California ha intentado mediar en múltiples casos entre los empleados, viejos empleados y el estudio. No obstante, estos intentos no han dado fruto. El departamento demanda a Blizzard que pague daños y compensaciones a las trabajadoras perjudicadas.

Activision Blizzard ha negado las acusaciones reflejadas en la demanda.  

Leave a Comment

Your email address will not be published.